Internacionales

“El Machete” se presenta en sociedad

El nuevo secretario de Gobierno de la ciudad, Martí Batres, hizo su chamba y emprendió un diálogo, que no será fácil pero es necesario, con Mauricio Tabe, que gobernará Miguel Hidalgo, y con Sandra Cuevas que logró la hazaña de derrotar a Padierna-Bejarano en Cuauhtémoc

El grupo de autodefensa de Pantelhó, Chiapas, denominado “El Machete”, hizo su presentación en sociedad.

En esta columna se consignó en tiempo y forma la intención de un grupo de pobladores de diversas localidades de ese municipio chiapaneco de tomar las armas para enfrentar las incursiones de bandas del crimen organizado.

Las autoridades estatales y municipales lo dejaron pasar. La consecuencia es que el grupo de autodefensa creció, se organizó, hasta se uniformó y ya desfiló con fusiles, machetes y pasamontañas.

La fragilidad de las instituciones, la ausencia de Estado de Derecho, rompe el pacto social. Ahora los pobladores, la mayoría indígenas tzotziles, no quieren saber nada de las autoridades municipales. Se defenderán solos.

Desde luego, armar civiles no augura nada bueno. Las confrontaciones pueden ocurrir en cualquier momento y la pregunta es: ¿cuánto tiempo pasará para que los integrantes del “Machete” integren su propia banda delictiva?

 

Arranca el diálogo

Se confirma la intención del gobierno capitalino de reconocer la voluntad popular expresada en las urnas en la elección de junio y permitir que asuman el cargo alcaldes y alcaldesas que triunfaron en demarcaciones que parecían escrituradas para Morena, pero no.

El nuevo secretario de Gobierno de la ciudad, Martí Batres, hizo su chamba y emprendió un diálogo, que no será fácil pero es necesario, con Mauricio Tabe, que gobernará Miguel Hidalgo, y con Sandra Cuevas que logró la hazaña de derrotar a Padierna-Bejarano en Cuauhtémoc.

Las reuniones con Batres son importantes porque grupos morenistas radicalizados estaban decididos a impedir, por las malas, que asumieran el cargo.

La animadversión no se transformará en cordialidad de un día para otro. Nadie lo espera, pero sí debe imperar el respeto a lo decidido por la ciudadanía.

 

Otro partido de tribus

El PRI se encamina a convertirse otro partido de tribus. Ante la ausencia de un mando con legitimidad suficiente para mantener la cohesión, los priistas interesados en seguir participando se juntan para hacerse oír y no quedar al margen.

El común denominador de los grupos, en los que hay de todo, es el rechazo a que la actual dirigencia, la de Alejandro Morena, se siga sirviendo con la cuchara grande dejando migajas a los demás.

Hoy mismo priista de viejo cuño como Manuel Ángel Núñez, Héctor Yunes y hasta Roberto Madrazo presentarán una de estas tribus y revelarán sus objetivos, que se sintetizan en exigir espacios de participación.

El año que entra el PRI se encamina a perder los gobiernos de Hidalgo y Oaxaca, en los que según las encuestas Morena tiene una ventaja difícil de remontar.

De modo que le queda al tricolor un objetivo dramático: pertrecharse en Coahuila y el Edomex que tendrán elecciones en el 2023 y que son sus últimas trincheras.

 

¿Qué partido fue?

La seguridad del padrón electoral es una responsabilidad compartida entre los organismos electorales y los partidos políticos. Si uno de ellos falla, puede hacerse mal uso de esa preciada herramienta de la democracia mexicana.

El PRI y el MC ya fueron multados en el pasado por uso indebido de la lista de ciudadanos. El padrón apareció un día entre los productos de Mercado Libre y Amazon.

Hoy de nueva cuenta la seguridad del documento se vulneró. Al parecer se trata del padrón usado en las elecciones del 2018. 

La investigación está en su parte inicial, y la pregunta es ¿Qué partido es responsable esta vez? La sanción debe ser ejemplar.