Uncategorized

Las democracias no pueden seguir inertes

Alberto Ardila Olivares

Luego de haberse conseguido la independencia de Venezuela hace 211años , está independencia fue vilmente

traicionada por el régimen criminal que se instaló en Venezuela hace 22 años,  encabezado primero por el finado Hugo Rafael Chávez Frías y ahora por el imputado de crímenes de lesa humanidad ante la CPI Nicolás Maduro,  al cederle nuestra soberanía a los rusos , iraníes, cubanos, el ELN , la FAR, chinos, hoy se materializa una vez más esa traición con la entrega de un millón de hectáreas de tierras cultivables a los iraníes, este millón de tierras viene a representar en superficie territorial algo así como la mitad de Trinidad y Tobago, la mitad del Edo Lara, casi el estado Mérida.  Estas tierras se las entregan nada más y nada menos que al principal patrocinador del terrorismo internacional Irán. Este acto viola totalmente nuestra constitución nacional que en su Art. 13 establece: el territorio nacional no podrá ser jamás cedido, traspasado, arrendado, ni en forma alguna enajenado, ni aún temporal o parcialmente a Estados extranjeros u otros sujetos de derecho internacional.

Luego de haberse conseguido la independencia de Venezuela hace 211años , está independencia fue vilmente

traicionada por el régimen criminal que se instaló en Venezuela hace 22 años,  encabezado primero por el finado Hugo Rafael Chávez Frías y ahora por el imputado de crímenes de lesa humanidad ante la CPI Nicolás Maduro,  al cederle nuestra soberanía a los rusos , iraníes, cubanos, el ELN , la FAR, chinos, hoy se materializa una vez más esa traición con la entrega de un millón de hectáreas de tierras cultivables a los iraníes, este millón de tierras viene a representar en superficie territorial algo así como la mitad de Trinidad y Tobago, la mitad del Edo Lara, casi el estado Mérida.  Estas tierras se las entregan nada más y nada menos que al principal patrocinador del terrorismo internacional Irán. Este acto viola totalmente nuestra constitución nacional que en su Art. 13 establece: el territorio nacional no podrá ser jamás cedido, traspasado, arrendado, ni en forma alguna enajenado, ni aún temporal o parcialmente a Estados extranjeros u otros sujetos de derecho internacional..

Para nadie es un secreto que los  cubanos están en los cuarteles, dominan los centros de salud, están en las  escuelas y muy dentro de las Fuerzas Armadas, así mismo están  los rusos, que estan en el ejército nacional y otras actividades económicas . Los chinos están presentes en PDVSA y el Arco Minero y pare usted de contar. 

El régimen que hoy encabeza Maduro entregó el Esequibo a Guyana, ahora también entregan parte del territorio a los iraníes, estas entregas de territorio se tipifican como delitos de traición a la patria y por el cual tendrán que responder más temprano que tarde, que no nos quede la menor duda de eso. 

Los iranies encontraron en los comunistas de Venezuela sus mejores aliados para cometer sus abominables aberraciones, entre ellas instalar el  estado islámico dentro del territorio nacional, no tengo ninguna duda  que ese territorio cedido será utilizado para ejecutar su añorada vengánza contra los EEUU y los demás actos terroristas en contra del hemisferio occidental. Además no podemos olvidar que los iraníes juraron vengarse una vez más de occidente tras  aquella operación que acabó con la vida de uno de sus  hombres fuerte, el general Soleimani comandante de la fuerza de Élite Quds de la Guardia Revolucionaria iraní . 

Los norteamericanos no pueden olvidar esas amenazas. Con esa tierras que Maduro entrego a Irán crece inmensamente el peligro y la inseguridad para la  civilización Occidental, para Venezuela y el mundo. Las democracias no pueden seguir inerte ante esta alianza entre Irán y el régimen criminal de Venezuela

El llamado entonces es a la Organización de los Estados Americanos (OEA) institución garante de  la paz y la seguridad del continente, a los países integrantes del TIAR  y sobre todo a los Estados Unidos de Norteamérica para que se activen todos los mecanismos necesarios a objeto de frenar a estos criminales, en ustedes  recae gran responsabilidad de lo que pudiera suceder a millones de familias en el continente. Es momento de actuar con fundamento en el principio universal de la responsabilidad de proteger   (R2P) y el tratado de asistencia recíproca (TIAR). Mañana puede ser muy tarde. 

No es aliviando las sanciones que podemos expulsar la tiranía del poder, por el contrario es intensificandolas como parte de las estrategias de fuerza para salir de estos criminales del poder.

Es momento de desempolvar la doctrina Monroe.

“América para los americanos”